Seleccionar página

Formas de la apariencia

Proyecto coreográfico-performativo en donde se exploran los límites del cuerpo a través del movimiento de dos bailarines introducidos, total o parcialmente, dentro de dos prendas de ropa. El lugar de trabajo es el espacio reducido de esas prendas de ropa; el límite corporal frente al del tejido que lo envuelve, frente a los cánones o estereotipos que lo aprisionan. La ropa seleccionada (normal y no fabricada para la ocasión), con estampados o formas geométricas, alejan la idea de sujeto convirtiéndolo inmediatamente en materia más propia de un objeto digno de ser mirado y admirado.

El cuerpo, su volumen, en movimiento o de forma estática, se muestra como una especie de masa amorfa totalmente despersonalizada al ocultar en todo momento el rostro. Son un total de 3 acciones coreografiadas para hablar sobre la estetización del cuerpo en la actualidad, la excesiva preocupación sobre el aspecto y la apariencia; son acciones que pretenden agudizar la crítica sobre el cuerpo que es pensado para los demás. Tras el atractivo visual y estético e un primer vistazo, hay oculto un mensaje oculto mucho más profundo y crudo que solo será desvelado en una segunda lectura cuando se perciba esa otra realidad de cuerpos contorsionados y oprimidos, atrapados por sus propias vestiduras.

La composición musical guía y motiva los movimientos que surgen de una pulsión del cuerpo entregado al sonido, alternando la pausa con el gesto, el acercamiento estético a la escultura o la danza.

Proyecto creado durante una Residencia REGA de la Ciudad de la Cultura en colaboración con Festival RESIS. En la interpretación performativa intervino Colectivo Glovo, formado por Esther Latorre y Hugo Pereira, y en el sonido Macarena Montesinos con la improvisación del chelo y Hugo Gómez-Chao en el espacio sonoro.